Cosas y Sorpresas de la Vida

¡Wow, el tiempo realmente vuela! La última vez que escribí en éste blog fue hace un poco más de dos años… En el transcurso de ese tiempo muchas cosas buenas, no tan buenas e interesantes han pasado.

Siempre he querido, pero obviamente no tratado lo suficientemente fuerte, de seguir escribiendo en el Tayuyo, y en mi blog personal en inglés; la falta de disciplina, conjuntamente con la falta de costumbre (y tal vez un poco por la falta de creatividad de cómo o sobre qué escribir), han hecho que éstos deseos, por muy buenas intenciones que hayan tenido, no fuesen, cómo debieron haber sido, mantenidos.

Bueno, cómo se diría en inglés: “I’ll give this another try, and see how it goes!” 😊

Bueno, en el 2008, mi amado hermano se nos adelantó y se fue a la presencia del Señor; el cáncer fue responsable de esto. Obviamente, fue no sólo una experiencia devastadora, sino que también la más dolorosa que mi familia y yo hemos tenido y sentido.

El 1 de octubre del año pasado, la vida para hacernos las cosas un poco más interesantes, fui diagnosticado con cáncer también… ¡Yay!

¿Yay? Ustedes se prguntarán… ¿Esta loco? !Claro que no!… bueno, tal vez un poco… pero solo un poquito. Veran, no voy a negar que cuando me lo dijeron fue como que me hubiesen dado un golpe fuerte en el estomago acompañado con un balde de agua fría; sin embargo, cuando fui al doctor y me mando a hacer una serie de exámenes, algo me decía que eso iba a ser.  Y así fue.

Gracias a Dios, todos en mi trabajo han sido de gran apoyo, mis jefes y compañeros se han portado a la altura, incluyendo dos de ellos de mi grupo que han pasado por lo mismo y son sobrevivientes.  Mi familia, no digamos… han sido un gran apoyo, y mis amigos también.

Algo que le doy gracias a Dios es cómo he reaccionado a todo esto.  Obviamente, el estar lidiando con los efectos de la quimo y todo lo que ésta enfermedad conlleva, uno como humano se frustra, se enoja y hasta en algún momento explota, mas sin embargo nunca me he deprimido.

Yo soy de la opinión de que de algo se tiene que ir uno de éste mundo, y si a mi me toca irme de esto, que así sea; pero mientras tanto el Señor no disponga otra cosa, yo voy a luchar con todas mis fuerzas para vencer ésta enfermedad y al final del día cantar ¡victoria!

Bueno… esto es todo por ahora ya que apenas estoy saliendo de los efectos de la quimo que tube el lunes. Hasta la próxima y ¡gracias por leer! 😊